lunes, 29 de junio de 2015

Stiglitz y Krugman: NO en el referendum de Grecia

El premio Nobel de economía Joseph E. Stiglitz parece afirmar que votaría a favor del "No" en el referendum de Grecia sobre si aceptar o no las condiciones que la troika quiere imponer a Grecia a cambio de la financiación.
Stiglitz cree que, aunque la naturaleza de la disputa con Grecia parece que tenga que ver con el dinero y la economía, en realidad es ya una disputa sobre el poder y la democracia. Critica abiertamente el sistema establecido en la eurozona por falta de legitimidad democrática. Considera que se trata de un modelo establecido por los poderosos que genera desventajas para los trabajadores. De hecho, considera que algunos de los líderes europeos lo que pretenden es el final del Gobierno de Tsipras en Grecia puesto que es un Gobierno inconveniente para el tipo de políticas europeas que practican y que conducen al incremento de la desigualdad.
Stiglitz, Joseph. "How I would vote in the Greek referendum." The Guardian, 29.06.2015.

Pareciendo darle la razón a Stiglitz, en este enlace se puede ver una conferencia de prensa de hoy de la Canciller alemana Angela Merkel (CDU) y el Vicecanciller Sigmar Gabriel (SPD), a propósito de la crisis griega, en la que este último hace referencia al debate "ideológico" planteado por el gobierno griego.

También el premio Nobel de economía Paul Krugman defiende el NO en el referendum griego. Conocido crítico de las políticas de austeridad, viene a decir que más austeridad no solucionará el problema que la propia austeridad ha empeorado. Además, señala que la mayoría de los daños ante un Grexit ya se han producido (cierre de bancos).
Krugman, Paul. "Greece Over the Brink." The New York Times, 29.06.2015.

P.D.:
El "NO" ha ganado en el referendum griego.
A partir de ahora puede suceder cualquier cosa, incluso el llamado "Grexit" (salida de Grecia de la eurozona). Hay otras opciones, como el incremento de la ayuda a Grecia y la reestructuración de su deuda.
Recordemos que, tras la II Guerra Mundial, EEUU ayudó a Europa mediante el Plan Marshall que tenía como objetivo el fortalecimiento de la clase media y el bienestar de las clases populares de modo que se impidiera la penetración de grupos políticos proclives a la URSS en la devastada Europa. El plan funcionó porque el argumento es bien simple y no por ello menos poderoso: La población empobrecida optaría por el modelo comunista. Por otro lado, incluso se perdonaron importantes deudas de guerra a Alemania.
Es cierto que la presente crisis de deuda no ha sido causada por un conflicto militar, pero la disminución del 25% del PIB griego desde 2008 es comparable a la devastación de aquellos conflictos militares (Alemania perdió un 22% del PIB desde 1940 a 1945).
Un elemento interesante a favor de la ayuda puede estar contenido en la siguiente noticia aparecida el Frankfurter Allgemeine Zeitung tras el referendum griego, que viene a poner de manifiesto que tal vez es más barato ayudar a Grecia que su abandono fuera del euro:
  • El Presidente del Bundesbank Jens Weidmann parece que ha alertado en una reunión de gobierno que si se produjera el "Grexit" entonces el Bundesbank no ingresaría ninguna ganancia en la Hacienda alemana durante los próximos años. Se trataría de miles de millones de euros. (FAZ, 05.07.2015).
De todos modos, también son posibles otro tipo de cálculos a mayor escala. De hecho todos los estudios vienen afirmando que con la presente crisis las desigualdades han crecido por lo que puede que los más favorecidos prefieran seguir con el estado de cosas actual.